Cortometraje

Con este video queremos recordar lo fácil que es para el ser humano retroceder y cometer los mismos errores que cometieron civilizaciones pasadas.Algo que nunca debería de ocurrir.

Producido por Last Horse Studio
Música Sebastián lechuga

La “S-21” fue una prisión, centro de interrogación, tortura y ejecución creado por el régimen de los jemeres rojos en Phnom Penh para eliminar personas consideradas enemigas del Estado de la Kampuchea Democrática.
Todo sospechoso era arrestado con su familia. Después de meses de tortura en los cuales debía confesar que en efecto era un “enemigo de estado”, era ejecutado con ella. Se calcula que entre 1975 y 1979 se ejecutaron 20.000 acusados de ser “enemigos de estado” con sus familias.
En enero de 1979 las tropas vietnamitas ocuparon la desolada capital de Camboya. El director de Santebal ordenó la ejecución de los prisioneros y huyó del lugar. Dos soldados y periodistas vietnamitas, el camarógrafo Ho Van Tay y el periodista Dinh Phong, ingresaron a S-21 y filmaron las escenas en las que se veía los cadáveres de los prisioneros recién asesinados.
Para las tropas vietnamitas, el descubrimiento de S-21 fue una evidencia de que el régimen de Pol Pot había realizado actos horrorosos. Por esta razón, la fuerza ocupante ordenó la transformación del lugar en un museo de los crímenes de guerra de los jemeres rojosy fue abierta a la entonces incrédula opinión internacional.
Pronto el lugar atrajo periodistas, escritores e investigadores, los cuales fueron los principales encargados de registrar, microfilmar, analizar y sistematizar todas las evidencias producidas en la prisión.
Entre 1992 y 1993 la Universidad de Cornell y el Ministerio de Cultura de Camboya, dirigieron la microfilmación de todos los documentos y evidencias que fueron encontrados en la prisión. El acto fue supervisado por los jueces Judy Ledgerwood, John Marston y Lya Badgey.
En mayo de 1999 un periodista británico, Nic Dunlop, hizo una entrevista a un hombre de Battambang que le confesó ser Duch, el director de S-21. La publicación de ese entrevista ocasionó su arresto y Duch, del cual no se tenían noticias después de que había huido de S-21 en enero de 1979, fue conducido a una prisión militar en Phnom Penh en donde permaneció hasta julio de 2007 sin seguírsele un proceso legal.
El 31 de julio de 2007 fue conducido al centro de detención del Tribunal Internacional de Camboya para ser juzgado por sus responsabilidades en S-21, acusado de crímenes de guerra, crímenes contra la humanidad, tortura y genocidio.